sábado, 23 de junio de 2012

Video: Lenguaje de la seducción 9


En este episodio aprenderás los principios de la aproximación física, diferenciaremos entre contacto y caricia, revisaremos cómo afecta cerebralmente una caricia y cuáles son las mejores zonas para despertar placer, emoción y deseo sexual. Describiré cómo funciona el beso y el abrazo, y cómo propiciarlos de la mejor forma.

Que comience la cacería!

Hasta la próxima!

domingo, 17 de junio de 2012

Video: Lectura en frío 8: Microexpresiones faciales



Hola a todos! Continuando con el estudio de la lectura en frío hoy estudiaré las microexpresiones faciales, pequeños movimientos faciales que revelan emociones rápidas y casi imperceptibles, que dan cuenta de lo que siente una persona. Las microexpresiones tienen algo muy importante, y es que son inconscientes, no se pueden controlar y muestran de forma auténtica lo que siente una persona, antes de que pueda pensar en disimularlo u ocultarlo.

En lo personal el conocimiento de las microexpresiones han suscitado un antes y un después en mi experiencia creando rapport con la gente, pues puedo conocer qué está pasando por sus mentes y qué impresiones le provocan las cosas. Incluso, he podido volverme un detector de hipócritas, si desean saber por qué sólo miren las dos partes del video.

Hay una hora de video entre las dos partes, este es un tema que requiere juicioso estudio para ser aplicado de forma adecuada. 

Para ver la parte 2 a continuación



Que comience la cacería!

Hasta la próxima!


martes, 12 de junio de 2012

La esencia de la masculinidad 10: El arquetipo del niño precoz



Ya hemos recorrido la línea del primer arquetipo, El Rey, y lo hemos visto desde su camino de desarrollo que ha iniciado en el   arquetipo de infancia, el niño divino, y sus respectivas sombras.

El siguiente arquetipo que trabajaremos es el del mago, y hoy comenzaremos con sus formas inmaduras. En este post trabajaré el arquetipo de infancia del mago, denominado por Robert Moore el Niño Precoz, que en su versión evolucionada y adulta se convertirá en el ya mencionado arquetipo del Mago.

El arquetipo del niño precoz se manifiesta cuando un joven se muestra sediento por aprender del mundo que lo rodea. La curiosidad y el asombro son las sensaciones que deja ver este arquetipo. Por ejemplo, se muestra cuando el niño pregunta tantas veces el "por qué" de las las cosas, o cuando los niños se sumerguen en la lectura, en la realización de proyectos, en el conocimiento y la experimentación.

El niño precoz nos da la energía para desarrollar nuestros talentos y nos da la chispa masculina para explorar e investigar, para conocer cómo funciona el mundo y para saber por qué las personas hacen lo que hacen. Es el impulso para conocer sobre los misterios de la vida, reflexionar sobre la vida, la naturaleza.

El arquetipo del niño precoz es social, porque le encanta compartir lo que ha descubierto, recuerda aquellas veces en tu infancia donde a través del juego imaginabas otros mundos, les mostrabas a tus amigos tus hallazgos, tus descubrimientos. Algo que lastimosamente hemos perdido como adultos. Un hombre que se mantiene en contacto con este arquetipo de infancia mantiene su admiración juvenil y la curiosidad por el mundo, aún se asombra de lo maravilloso, sigue siendo optimista, sigue creyendo en lo inesperado, sigue deseando ser sorprendido.

Ahora revisemos las sombras de este arquetipo del niño precoz:

1. El sabelotodo tramposo: En esta sombra la energía masculina inmadura se proyecta en la malicia, en la trampa. El niño en esta etapa se siente superior a los demás, y busca demostrar esta superioridad mostrándola de diversas formas. Es manipulador, y con encanto sabe salirse de los problemas escapándose de asumir consecuencias. Es un experto en el engaño, y a través de estratagemas se gana la confianza de los demás, sólo para traicionarlos cuando menos se lo esperan. El sabelotodo también puede llegar a ser bastante imprudente, puede burlarse de los demás, disfrutando del poder de intimidar a los demás con sus palabras.

Debido a que su sentimiento de superioridad no se basa en nada sustancial, es envidioso y es inseguro, y de allí procede su necesidad de presumir, de derribar las ideas de los demás y de siempre tener la razón. Le encanta destruir, no tanto construir.

El tramposo se centra en mantener las apariencias, los adultos inmaduros que tienen este arquetipo son expertos en presumir de sus posesiones, y si no las tienen no tienen reparo en inventarlas. Su esencia es mostrar que es mejor que los demás a toda cosa.

2. El maniquí: Son niños descoordinados, ingenuos, carentes de energía, vigor y lentos para aprender. Son claramente ineptos y poco ágiles. La realidad es que pueden entender más que de lo que deja ver, su ineptitud es más bien una estrategia para engañar haciéndose el tonto y evitar el riesgo de luchar y liderar.  El maniquí es una sombra que posee otra, adentro tiene un pequeño sabelotodo tramposo, sólo que se hace el idiota.

El hombre que ha integrado con éxito el arquetipo del niño precoz mantiene su curiosidad hacia el mundo y se dedica a aprender continuamente. Se maravilla por los misterios de la vida y siempre está sediento de conocimiento. Sin embargo no usa su conocimiento para presumir, o para aprovecharse de los demás sino para enseñarlos, para liberarlos de sus barreras mentales. Es el maestro y mentor perfecto, despertando admiración y atracción entre las personas.

En la próxima veremos el arquetipo adulto derivado, que es el arquetipo del mago.

Que comience la cacería!

Hasta la próxima!

miércoles, 6 de junio de 2012

Video: Lenguaje de la seducción 8



En este video retomo la serie lenguaje de la seducción, justo donde la había dejado, en la fase 3, vamos a aprender elementos de la mirada, cómo saber si una idea o propuesta genera indecisión o duda, cómo interpretar la dirección de la mirada, a qué lado hablar, como crear sintonía, sincronía y rapport. 32 minutos de pura información.

Que comience la cacería!

Hasta la próxima!